Las presas y embalses bajo mínimos

La falta de lluvias se empieza a notar cada vez más en el paisaje canario y ya afecta de forma peligrosa a la agricultura, impidiendo los cultivos de invierno, reduciendo las cosechas y aumentando los costes, llegando en muchos casos a hacer que se abandone totalmente una actividad que lleva décadas perdiendo terreno.

Una de las imágenes que mejor refleja esto son las presas y embalses al mínimo de su capacidad en unas fechas en las que muchos deberían estar rebosando agua, como la presa de Tejina que protagoniza la imagen. Algunas zonas de Canarias ya empiezan a sufrir cortes de suministros, especialmente para la agricultura, sin embargo en la zona del Nordeste de Tenerife todavía no se ha llegado a esos extremos y se usa agua depurada y regenerada para regar, aunque este líquido no es apto para todos los cultivos.

En el pasado la conquista del agua mediante toda una red de almacenamientos y distribución mediante tajeas y otras canalizaciones fue una de las conquistas industriales de las zonas rurales, permitiendo un aumento del rendimiento de los campos y la implantación de nuevos cultivos, como las plataneras, que con los años han ido desapareciendo, dejando las tierras vacías y un gran agujero en la economía, que ahora se agranda por unas sequías que según alertan los científicos irán empeorando a medida que avance el siglo.

Video de la presa en 2016:

Dejar una opinión

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.